EL FLACO SPINETTA CUENTA DETALLES DE LA GRABACIÓN DE SU DISCO PRIVÉ

musiquero1

( Nota de la revista El Musiquero año 1986)

Préstese atención a los problemas generados durante la grabación del disco, (fue editado en vinilo), era la época del midi y las baterias electrónicas, de hecho Spinetta graba este disco sin baterista y gran parte de los bajos estan hechos con sequencer. Hoy por hoy todo esto se soluciona con una pc y un software… a excepción de que se pierda el hard disk como le ha sucedido al flaco en la grabación de Camalotus…

yamaha-rx11kkk_editado-2

índice8

¿Habías laburado antes con la RX 11? (baterìa electrónica Yamaha usada en todo el álbum)
No. Tengo las dos, la DMX de Oberheim y la RX-11. La fidelidad del generador de voces de la R-11 me convenció, si bien los tonos de la Oberheim son muy superiores (los podes afinar muy bajos y suenan como si fueran mucho más grosos) la operatividad de la RX-11 es formidable, a pesar de que la Oberheim tiene los atenuadores que permiten una mezcla instantánea de los sonidos; en la otra lo podés hacer con conteo. Creo además que aparte de los sonidos de platos y tambores que son impresionantes, me gustó mucho el diseño de la máquina porque es más computadora, parece como que, si aprendés a manejarla, aprendieras muchas cosas a la vez.
La máquina (RX-I1) la usé de “cabeza”. En la cocina de mi casa con una luz así, sentado sin la guitarra y de memoria: escribiendo los modelos rítmicos, cambiándolos, probándolos pero de cabeza. Eso obviamente hace al conocimiento del material, de donde frena, donde los breaks, los fills. Hubo cosas como por ejemplo en “Ventiscas de Marzo” que yo traté de imitar lo que tocaba Pomo que es como un batido de tambores, una especie de “tá ta ma má ‘. Pasaba por modelos rítmicos parecidos pero nunca me podía quedar tranquilo hasta que me acordé que el que tocaba: “ta ta ta ta”, como si fuera una cosa antigua. Te comento esto como decirte que la batería tiene la flexibilidad que realmente quieras, pero depende del gusto de uno que eso suene lógico. Po lo menos en materiales como el de Privé, y a no ser que sea una cosa experimental (con los elementos que tenés de sonidos convencionales de charleston abierto, charleston cerrado cowbell (cencerro) una maraca, el plato, el crash) te tenés que mover con una lógica de batero, no podés para cada charleston inventar una fórmula diferente. Las acentuaciones también son programables, los dobles golpes, todo. Te digo que la usé como una herramienta, como en la ausencia total de toda otra cosa que no sea la batería, inclusive compuse otras baterías después de haber tenido armado los bajos en el sequencer (Korq SQ 1000), todo por un fato de memoria. Aparte a mi me pasa siempre que los temas fáciles me cuestan mucho más que los difíciles que me salen en 15 minutos. Como lo que te comentaba antes del ritmo de “Ventiscas…”.
Para hacer un ritmo acompasado que un baterista usa como ritmo madre para todo, vos se lo tenés que escribir desde cero. Entonces parece ser que llegar a la naturalidad de esa estructura cuesta mas que haber escrito, que se yo… “Patas de rana…”, que tiene toda una cantidad de compases mezclados, bombos raros.

Con respecto al tempo mecánico que da la máquina ¿no te choca eso con el tipo de tempo que lleva un baterista?
Es que creo que si no se usa eso, se usa un clock de tiempo para que toque un batero al lado del clock de la batería digital. Prácticamente no hay una sola producción que en este momento se la puede analizar como que tenga bajones de tempo. Por otro lado es una obsesión de la música actual buscar una permanente equidistancia rítmica, como lo contrario a la libertad que expone en otros terrenos la música. Nos hemos acostumbrado y gozamos como locos con “José Descartes”, ta ta ta fierro!!

¿Cómo guardas la data de la RX-11 ?
Yo la guardé toda en cassette, mas una cinta como seguridad. En realidad la DMX tiene mucha más capacidad de memoria que la Yamaha, lo cual la limita un poco pues cuando tenés varios temas trabajás con la batería llena y llegado el caso agregás algo y te dice “memory fuuull”.
(con voz de crupier “no va más”) .

En cuanto a la imagen sonora, ¿previeron algo en el estudio?
Usamos “Aura Exiters” y aparte hay un “Carver” que es un “acustic hologram sistem” (sistema de holograma acústico) que si bien es imperceptible se lo usa igual porque corrige la señal, pero digamos que fuera de ese ámbito de laboratorio perfecto después no lo vas a notar. El Aural Exciters en cambio, lo notás en la limpieza del brillo, bustea (acentúa) las frecuencias, las separa y entonces tenés una audición más cercana a los sonidos que te circundan.

¿Lo usaron para la mezcla?
Sí y se usó en todo momento, en cada toma. Aparte vos viste lo que pasa con eso, que está y no te das cuenta pero lo apagás y te querés matar!!! (risas generales).
Sobre esto Piriz me dió una explicación: si vos tenés tres sonidos, tres nombres en una cinta y los escuchás separados: “Juan Pedro Andrés”, cuando los empiezan a juntar se escucha “Juanpedroandrés”, pero cuando se empiezan a juntar más ya no distinguís Juan de Pedro de Andrés. Más o menos eso es lo que pasa con un programa complejo de música.
Todas las frecuencias y las subfrecuencias, las crestas, los picos de todas las ondas sonoras están todas interactuando juntas. Estos aparatos tienen la posibilidad de separar y reagrupar frecuencias para que no se “pisen”. Así la audición se hace mas clara al oído humano.

¿La cuestión última sería llegar entonces a pedirle a Favaloro que instale fichas MIDI en el cerebelo?
Ni siquiera, porque el sistema MIDI está por caducar al lado de un sistema que no se como se llama pero que lo tienen en compuerta y se pudre todo! Ya se está hablando que el sistema MIDI es viejo. ¡Y es lógico! Fijate que hace seis laños ni soñábamos con esto. O la primera vez que viste un grabador de estos (walkman) ¿no te agarró cromo una especie de impresión? ¡Bueno! es que… el MIDI en si tiene muchas mas aplicaciones que las que uno le da. Con muchos instrumentos MIDI y procesadores que ayudan a la midización se puede enviar una cantidad de información (y sólo por esos cinco cables) que no te das una idea! Pero seguramente van a inventar si no es una DIN, una cannon multipin (ambos conectores) por la cual vos vas a enviar muchas más funciones de ida y vuelta a muchos instrumentos con ese sistema donde lo MIDI va a quedar obsoleto. Y ya te digo que ese sistema existe y en cualquier momento aparece “MODO” o “MODUS” y nos rompe el culo a todos!!! (obviamente risas).
Por eso te quiero decir que está siempre uno ahí. En el momento en que eso claudica lo que prevalece es la inspiración de un músico y la intención con que se usan esos instrumentos. Acá no es cuestión de “evitar tocar”. No creo que a nadie se le pase por la cabeza eso, sino acercar la música a la gente. Eso es lo prodigioso de lo MIDI. Llegó el momento en que se puede hacer una obra de arte sin ser músico lo cual es sensacional porque es como que… “para dibujar tenés que ser dibuiante, para esto tenés que ser lo otro” (con voz de crónica diario), viste. Como si fuera una “ciencia”. Tomá !, loco (corte da manga) la música es sonido y el arte le pertenece a cualquiera. Eso es lo genial del MIDI, que alguien no preparado para hacer arte pueda hacer arte con imaginación y bueno… obteniendo esos instrumentos.
Por otro lado, lo MIDI, no hace sino nuevamente calificar aquel punto de partida que es escribir música. Tenés que tener nociones básicas que cualquiera las suple equivocándose en el instrumento. Por eso digo que cualquiera puede escribir, aun cosas complejas. Pero eso no quiere decir que un músico como cualquiera de nosotros que tenemos un conocimiento vulgar de la música, tenemos que escribir con rigor. Hay que escribir y si después escribís mal no entra, ¡jodete! Insistís hasta hacerlo. En el proceso ese yo también cometo errores. Escribo un pattern y me quedó un compás rengo y después tengo que agregarle un insert de otro compás que me olvide. Y mas contando de cabeza a las tres de la mañana!

¿Te gusta ese desafío o preferís que Yamaha saque la “RX-Spinetta”?
No tienen chips tan avanzados. (cara de chupate esa mandarina). Aparte tendrían que pedirle los derechos a mi viejo.
Bueno, pero me refería a si en esos momentos no necesitas una especie de instrumento fusión de guitarra, MIDI, batería…
La exitación son los arreglos y la flexibilidad de escribirle el break al batero como se te canta y no esperar una idea del batero sino escribirla como quien arregla, eso es lo divertido. Con todo lo que yo siento de que me aburre escribir, me cuesta, me sale todo mal, en Privé me sentía como un pequeño arreglador escribiendo los bajos para esas baterías.
El asunto residió para mi en comprobar que los bajos escritos por separado y después las baterías escritas por separado coincidían en todas las tonalidades, los cambios de acordes de las canciones originalmente hechas con Ovation en estado de conmoción cerebral. Eso es como una gran partitura que se arma ahí. El placer es que uno la escribió. La escribió con la cabeza, dictándole a una máquina pero la escribió. Eso, a un tipo que tiene instinto de arreglador pero nunca arregló, le hace fenómeno. Yo me sentía así con este disco, más aún por el fato de los bajos.
Pero la idea fundamental reside en el batero éste que hace lo que uno le dice y no se siente serruchado en alguna idea o que después se olvida lo que le pasé y toca como quiere. También me imagino lo que debe sentir un tipo que arregla cuerdas, marca cuatro y bueno!…
Pero es claro que lo MIDI no suple la pirotécnica de un batero tocando en vivo al lado tuyo. No cambio esto por un batero Ni Loco, lo aclaro, punto fundamental para decir. Jamás cambiaría esto. Pero bien que para una producción discográfica se puede suplir a un baterista. Debe ser porque uno tiene un barterista innato “acallado” por ahí… a mi la bata me enloquece. La exitación fundamental de mi vida es tocar con una batería y un bajo, siempre. Tenerlo bajo mi estricto control es algo que da placer pero nada mejor que tener un batero al lado tuyo.

casio_cz5000_alt2

¿El sequencer de bajos?
Se usó un CASIO CZ 5000 que tiene un display y te da los valoras de las notas que vos tenés que sumar, ligaduras, los silencios, reiteraciones de compás, etc.

Supongo que lo del MIDI debe haber generado una especie de laboro en grupo.
Claro. Yo traía las partes completas y los demás se encargaban de todo lo que fuera poner en sincro, constatar la data, eso fue mucho laburo en grupo y, mucho tiempo especialmente de Ramiro (Fernández). En realidad fue el primer disco enteramente MIDI hasta la mezcla. Hasta el disco que hizo Cachorro para Divina Gloria a último momento se grababa o se enviaba algo MIDI a la mezcla. Acá las baterías no estuvieron en cinta nunca, salvo la de “Como un perro” por el problema que te contaba. Entonces las mezclas eran los bajos andando MIDI gatillando el DX7 (Yamaha), la batería, desplegada en 15 canales y las cámaras grabadas analógicas en la cinta, vos ponìas todo eso y te arrancaba la cabeza. Y algo de eso queda en la copia que se llevan todos, se nota que hay un laburo atrás de todo eso. Te puede gustar o no gustar tal criterio estético, pero se tomó para eso una precaución ridícula.
Aparte, escuchando el disco no se siente una onda de “experimento” MIDI.
Se trató de hacer una programación lógica sin abusos. Bueno… en dos o tres partes hay un par de garfios, pero no de una cosa que un batero no pudiera tocar; quizás algunos bombos a contrapié pero no mas que eso.

images

¿En cuanto a las guitarras?
Todos los temas están compuestos en Ovation, están todas las tonalidades, todos los arreglos y todas las ideas mías en guitarra, pero yo fuí quizás d que menos toqué en guitarra. Hice todas las rítmicas de todos los temas y en un tema que es “Patas de rana” la guitarra mía casi ni se escucha, está en el fondo. Salvo un par de solos (y una rítmica bien. notoria en “Pobre amor” el pivote en guitarras fue Ulises. En este tema hizo un solo fabuloso. Después hice un solo en “Como un perro” usando sampling de mi voz (ver glosario). El solo de bandoneón que hay en “Alfil” es un bandoneón de DX7 tocado vía MIDI por Ulises con una viola Sinty Roland 707.

¿Y esas guitarras tan cristalinas en “Patas de Rana”?
Bueno, esa también toca Ulises y es una Stratocaster normal. Como en “Pobre amor”, ese arreglo que hace con dos violas, que me da vuelta, también es una Strato normal.

yamaha-dx7radio_editado-1

¿La invitación de Starc?
Era una necesidad para el tema que hubiera una guitarrista “Hot” y creo que él cumple con esto. Aparte fué una gran satisfacción porque se como me quiere Héctor, yo lo quiero y aunque nunca pudimos hacer nada juntos, no se porqué, me encantaría tenerlo para algo siempre. El loco es tremendo! Y bueno, en este disco encontré el momento para que metiera un solo y se gozara todo. En el mismo tema (“Una sola cosa” hay una marimba…) La del principio. Ese es un DX7 con un cartridge que pertenece a una línea de cartridges que sacó Yamaha, ROM (sólo de lectura). Eso lo toca el Mono.


¿Los aros de “Ropa violeta” son de una bata?
Son de la RX-11. Usamos las dos variedades de Rim Shot, lo que pasa en ese tema es que tiene una cámara infernal.


¿Paul Dourge es el único que toca bajo en el disco?
Sí. Bueno, aparte yo toco un Fender Jazz Bass con púa en “La nariz de Freud”. Paul tocó con un Fanta de seis cuerdas hecho a pedido con micrófonos Seymour Duncan, creo.


El disco está hecho en master digital ¿no es cierto?
Sí. En Moebio ya se había hecho el año pasado un master digital pero en cinta común. Nosotros para esta ocasión decidimos alquilar un U-Matic (grabador de vídeo cassette) pues el formato es mucho más ventajoso que el VHS. El tipo que me alquiló el U-Matic cuando veía que apretando play en vez de salir una imagen salían mis temas ¡se quería matar! (Yo le decía: “pasate al audio” (voz de crónica diario).
De todos los canales se trató de volcar a cinta la menor cantidad posible de cosas, justamente para aprovechar los bajos MIDI y los instrumentos de la batería que salían directo a la mezcla sin pasar por la cinta. Esto es bárbaro porque te ahorra una generación de cinta y no tenés soplido, por ejemplo.
En cuanto al editing (compaginación) realmente fue una de las cosas mas loables de esta producción porque se hizo “a la gaucha”. Se utilizó un editador de vídeo, digital, computarizado, genial, que para vídeo anda fenómeno pero en audio la cosa era mas crítica. Y la cosa era que si fallaba el editing fallaba todo y teníamos que hacer una mezcla a grabación analógica. ¡Era un drama! Se cagaban muchas horas de laburo. Entonces, en el editing se escuchaban voces que decían: “¿en donde estás?”…” en 2030 “…” bueno, bajale 20″, que eran las marcaciones numéricas de donde estaba el comienzo de cada tema en el editor, y como el modulador PCM tarda un tiempo en codificar la señal si vos lo entrás un cacho mas tarde ¡te come un pedazo de tema!, mirá… si escribiéramos como lo hicimos, nos dan un galardón en la “dB” (revista yanqui de grabación; risas).
Pero tenemos que tener en cuenta que toda esta cadena termina en algo muy simple y mecánico que es el parlante, que mueve moléculas de aire y todavía no hay Dios que haya inventado otra cosa. Esto es lo más analógico del universo: un hombre frente a un parlante. Es el principio de la cadena y es el final. ¡Al lado de lo otro es ridículo! Un cono que se mueve, una bobina que se calienta y tira moléculas y vos que estás ahí escuchás las resonancias de ese movimiento de aire… es “unga unga unga” (pluma en la cabeza). Por eso digo: el cierre cadena digital lo realiza un parlante y es muy analógico. ¡Que Dios nunca nos prive de un parlante! ¡Sangre de cono!!!

FICHA TÉCNICA DE PRIVÉ

Músicos:

León Gieco: armónica
Osvaldo Fattoruso: percusión y coros
Mono Fontana: Grand Piano, Yamaha DX7 – Oberheim OBX
Fito Pàez: Grand Piano, Roland Juno 106, DX7
Andrés Calamaro: Yamaha DX7
Ulises Butrón: guitarra Stratocastrer, Sinte Roland 707, Yamaha DX7
Paul Dourge: Bajo de 6 cuerdas Fanta
Héctor Starc: guitarra Stratocaster
Vocalistas: Sergio Fernández, Isabel de Sebastian, Fabiana Cantilo

Técnicos:

Estudios: Moebio
Control de los sonidos: Mariano López
Sistema MIDI: Ramiro Fernández
Control PCM: Carlos Piriz
Asistente: Marcelo Delettieres
Programación de bajos sequencer: Horacio Foruolo.
Equipamiento adicional: Carlos Dulitzky
Cortado a Master Digital: JVC-U-Matic CR400 U/soné PCM 701 ES
Sampling: AKAI
Sonidos sampleados: Aparcero (del vulgo), crash de fósforo Fragata (plasma radiante),
Bichofeos auténticos de Castelar (19-10-85,5: 40 a.m.), Seq! (da sequendengue), relato de gol de Muñóz, Arranque de lavarropas Eslabon de lujo, voz humana de Spinetta Ardilloide.
Programación de batas Yamaha RX-11: Spinetta
Traducción: Luis Alberto Spinetta.

El master es la cinta, o mejor dicho las cintas (una por lado A y otra por lado B) en donde se vuelca el resultado de la producción de un album. Cada tema se mezcla separadamente y, una vez completados todos se realiza la compaginación o editing (ubicación de cada tema en el orden en que van en el disco). Generalmente estos masters son realizados en cinta abierta (para los que saben: cinta de 1/4 de pulgada, dos tracks estero, 15 o 30 ips de velocidad y reducción de ruido Dolby A).Pero para el llamado master digital se utiliza un grabador de vídeo al que, en vez de la habitual señal, se le inyecta el audio codificado digitalmente. Esto hace que la relación señal ruido (relacionada con el soplido de cinta) mejore notablemente pues la cabeza lectora de vídeo no “ve” las partículas de la cinta sino los caracteres digitales.

Espadeando problemas

“El problema es que la Yamaha (RX-11) no envía señal de sincro (ver glosario) a la cinta, pero la Oberheim si, entonces primero hicimos un puente entre las dos usando el sincro para la cinta de la Oberheim. Se usó eso hasta que vino el sequencer donde se legalizó totalmente la situación. Se volvieron a hacer los sincros vía KORG y sin él hubiera sido imposible que la máquina reconociera el sincro de la cinta. Y el secuencer del CASIO vía MIDI con la batería o con el Korg tocaba sin estar en el estudio. Las baterías y los bajos se hacían independientemente. Un día hacía dos o tres bajos y después hacía las baterías a la noche. De algunos ya tenía las baterías y le agregaba los bajos. Después conectábamos el MIDI (entre la batería y el sequencer), poníamos play y sonaban las dos cosas juntas.
Pero en “Como un perro” hubo un drop out (caída de señal) en la cinta y se salió de sincro, cosa que no pudimos chequear pues nos fuimos después de meter los bajos que estaba tocando el Mono. Entonces al largar la cinta con la máquina empezó a haber un delay progresivo que no se podía solucionar. Y la toma era tan buena que era al pedo hacer otra sesión, ¡era un cadalzo! Se empezó a tratar de corregir el delay utilizando la cabeza de lectura, pero también se iba de sincro, se corría. Entonces Mariano, que es un gran técnico, resolvió de un canal mono donde estaba la batería lo que escuchás en ese tema que te arranca la cabeza. Este canal lo usábamos de referencia para los doblajes y no había nada de batería en la cinta excepto este canal. Mariano logró separar bombo, redoblante, lo reprocesó con horas de trabajo analógico. Otro problema lo tuvimos en el corte debido a cierta inestabilidad con el tracking. Allí llevamos el equipo de vídeo con los masters editados (lados A y B) y lo largamos a andar. De golpe, en un tema donde nunca había pasado nada, y ya el acetato girando con el diamante cortándolo, aparece “GGGRRR” (ruido realmente indescriptible)… ¡de vuelta a hacer todo! Mirá… ¡se erguía gente religiosa cantando himnos al final de cada etapa realizada!!”

Leave a reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>